Piramides de Egipto
Bookmark and Share

 
 
 
 


ANDRE JOUFFE LOUIS
PERIODISTA
djouffe@yahoo.com
LE MOULIN ROUGE
Diciembre de 2014


AUDACIA FUTBOLISTICA DE JOUFFE

- Nunca conté como en base a seudo verdades o medias mentiras, llegué al Lausanne Sports.
- Las Condes y Lo Barrenechea albergaban fundos o trincheras de bandas de ladrones y cuatreros.



Luis Urrutia O Nell es un obseso del fútbol y ha escrito una decena de libros sobre este tema, algunos con Juan Cristóbal Guarello. Todos best seller.

En su tercer volumen de Historias Ocultas del Futbol Chilenos, Ediciones B, titula un capitulo "Astucia en Suiza" que culmina con la reproducción de una pagina de la revista Gol y Gol (1965-1969) en la que aparece el suscrito como una revelación chilena jugando en la Confederación Helvética. Y nada menos que en el Lausanne Sports, uno de los tres grandes del balompié de ese país.

En ese entonces, los jugadores no eran profesionales del deporte pero todos tenían un empleo o una carrera universitaria. Se les pagaba el equivalente a 500 dólares mensuales y debían pro ratear el uniforme. Se entrenaba de siete de la tarde en adelante, o sea a la salida de la oficina y muchos llegaban en bus al estadio de la ciudad.

El masajista de mi madre, residente en esa ciudad del cantón de Vaud, era al mismo tiempo aquel del Lausanne Sports. Fue ella quien le manifestó que yo jugaba futbol por la Universidad Católica. Lo que ignoraba era que efectivamente integraba a veces el equipo de la escuela de periodismo del plantel universitario y no el dirigido por Fernando Riera.

Corría 1965 y Carl Rappan el autor del célebre cerrojo suizo como DT de la selección en el Mundial de Chile en 1962, asumió que era discípulo del Tata y me incorporó al plantel.

Corrían los meses de diciembre, enero y marzo, aun no estaba gordo, era veloz, no muy hábil, pero nada era ostensible con el césped cubierto por una alfombra blanca de nieve.

Ya con el advenimiento de la primavera, la nieve comenzó su proceso de derretimiento, la pelota a dar bote y el suscrito también. Era incapaz de disimular que estaba lejos de ser un jugador profesional.

Antes de tener que confesar la verdad, me sobrevino una hepatitis que me alejó de las canchas y aceleró mi regreso a Chile para ingresar a la Universidad.

Así fue, aproximadamente la historia de mi paso por el fútbol, seudo profesional helvético.

Para explicar como llegué a este país hermoso y fome, el asunto fue así: Mi padrastro y mi madre tenían una galería de arte en Lausanne. Los corredores de Formula Uno de la época como Jackie Stewart , Nicki Lauda y Jochen Rindt residían en este país para evadir impuestos y además adquirían cuadros de Braque, Dalí y Picasso. Muchos de estos pintores acudieron a las vernisage, o sea inauguraciones de las muestras y me fueron presentados. Yo aun era incapaz de aquilatar lo que tenia periodística e intelectualmente a mano.

Mas tarde ingrese al periodismo internacional por la puerta grande gracias al mismo Stewart, a Nicki Lauda, al novelista de libros policiales Georges Simenon, y por supuesto a esa galería Bonnard.

Pero no fueron los cubistas ni la pintura abstracta la que me llevó a Estadio de Lausanne Sports, sino un masajista.

Hubo cierto reconocimiento por la efímera trayectoria futbolística, aparecí en la revista Gol y Gol entrevistado por Orlando Ruiz y Hernán Solís me llevo a su programa deportivo del canal de la Católica.

Obviamente nunca conté como en base a seudo verdades o medias mentiras, llegué al Lausanne Sports.

Pero fue un gusto, compartir con jugadores que estuvieron en Chile en el Mundial como el número 17 Norbert Eschmann, y Kurt Ambruster, titulares ante Chile y Alemania y guardaban buenos recueros de nuestro país, entonces muy tercermundista donde la verdad de las cosas lejos de ser exótico con un Brasil o Cuba. Más bien, flotaba un aroma a rasca mezclado con una plutocracia que ya se trasladaba del centro, calles Ejercito y Echaurren, hacia la latitud oriente, es decir Providencia, El Golf.

Las Condes y Lo Barrenechea albergaban fundos o trincheras de bandas de ladrones y cuatreros.



Por favor, sus comentarios.
No use tildes ni la letra ñ. Gracias.

HTML Comment Box is loading comments...

Compartir en Facebook