Piramides de Egipto
Bookmark and Share

 
 
 
 

DAVID YALLOP

¿Crisis en la Iglesia Católica?

Una visita relámpago realizó a Chile el autor de "El poder y la gloria", una mirada critica a la figura de Juan Pablo II que levantará polémica.

Por Mario Rodriguez
excitatus@gmail.com

Lunes 11 de febrero de 2008

Un inglés de buenas maneras y extremadamente afable resultó David Yallop, - Londres, 1937 -, autor de "El poder y la gloria", - Planeta, 2007, un documentado libro en que "expone las virtudes políticas y los vicios personales de Karol Wojtyla: su participación u omisión en la caída del comunismo, el desarrollo del desarrollo del sindicato polaco Solidaridad, el vínculo Vaticano - Iglesias no cristianas, en particular la judía y el Islam y el fenómeno de la separación Iglesia - Estado".


David, ¿Qué pasará con la figura de Juan Pablo II?
"En algún momento del futuro próximo, el Papa Juan Pablo II será beatificado. Poco después de ese hecho, se le canonizará… La aclamación de Karol ha alcanzado tales niveles que la prematura santificación no puede estar muy lejos del Papa del "país lejano". Yallop estuvo recientemente en Santiago. Dio algunas entrevistas, en inglés, y mostró interés en conocer librerías. Bartolo Ortiz, del sello editorial que lo trajo a Chile lo acompañó a visitar algunas en el barrio Oriente de la capital. "Curiosamente hace algunos años me correspondió también ir a esperarlo al aeropuerto. David, es una persona muy agradable y pese a que no habla castellano y yo tampoco inglés, de alguna manera nos entendimos", precisa.


David, ¿Qué destacaría de Juan Pablo II?
"En realidad el fue muy carismático y un extraordinario actor. Creo que hizo de su vida una campaña constante de mercadotecnia con el fin de "evangelizar a todo el planeta".


EL ABOGADO DEL DIABLO

David Yallop hace una observación interesante. "Alguna vez el quinto paso para la beatificación fue la nominación de un promotor fidei, - en lenguaje popular el abogado del diablo, una persona cuyo deber era "señalar toda falta o punto débil en las evidencias aducidas, y poner todo tipo de objeciones. Pero esto fue revocado por el propio Juan Pablo II. Aún estoy por oír una explicación satisfactoria que justifique esa abolición", precisa el autor.

Yallop es ampliamente conocido como un destacado escritor de investigación. A lo largo de su carrera ha tenido encuentros con algunos de los hombres más poderosos y peligrosos de la historia contemporánea. "En el nombre de Dios", publicada en 1984 desató una polémica al señalar que Juan Pablo I había sido asesinado. En esa novela postulaba "que la maquinaria del Vaticano inventó rápidamente tres historias sobre el difunto Papa". La primera, que alegaba mala salud, fue minuciosamente examinada por Yallop, al igual que la segunda maniobra, que intentaba demoler los notables talentos de Luciani. La tercera historia fue un consabido lugar común. La obra de Luciani estaba hecha: el Señor se lo había llevado.


EN TIEMPOS DE LOS NAZIS

Yallop examina la actitud que tuvo Karol Wojtyla luego de la invasión nazi a Polonia. Sostiene que el futuro Papa se crió en un ambiente antisemita que invadió a Europa Oriental después de la I Guerra Mundial.


¿Cuál fue la actitud de Karol después de la invasión de los nazis a Alemania?
"Karol se rehusó a involucrarse en toda acción de resistencia. En realidad, intentó activamente persuadir a otros de abandonar la resistencia violenta y confiar en el poder de la oración".


¿Durante la guerra modificó su actitud?
"En ningún momento modificó su creencia de que la oración y la fe en la Divina Providencia eran preferibles a la lucha armada para vencer al Tercer Reich. Cuando su buen amigo Juliusz Kydrynski fue arrestado y enviado a Auschwitz, Karol consolaba a su madre y oraba".
Yallop apunta que: "muchas personas afirmarían, luego de terminada la Guerra y de expuesto al mundo el absoluto horror del holocausto, que no sabían"…

Karol, ¿Pudo haber sostenido esa postura?
"Nadie que haya vivido en Cracovia habría podido postular algo así… Incluso había un cruel hecho cotidiano que revelaba la situación: cuando el viento soplaba desde el Oeste, los ciudadanos de Wadowice y Cracovia rápidamente terminaron por reconocer el olor a carne humana quemada".
El autor dice que en 1987 Karol Wojtyla señaló que ante el holocausto "no es permisible para nadie pasar con indiferencia".
Yallop crítica que sí el Papa lo hizo durante todo la Segunda Guerra Mundial. El paso de largo. El autor cita al filosofo Theodore Adorno quién al referirse a Auschwitz dice: "¿Es posible seguir escribiendo poesía o filosofía después de Auschwitz? Adorno sostiene que el mundo a que pertenece Auschwitz es un mundo sin alma, y las actividades espirituales que quedan sirven para dotarlo de una apariencia de legitimidad que contradice flagrantemente la realidad".

¿Y donde estaba Karol Wojtyla en ese momento?
"Es difícil comprender que sólo a 50 kilómetros de Auschwitz un futuro Papa obtenía persistente fortaleza y consuelo de su certeza de que Dios intervenía constantemente, protegiendo sin cesar a un oscuro joven polaco al ir y venir de su empleo"…


MÁS CRITICAS CONTRA JUAN PABLO II

Según Yallop, Juan Pablo II "toleró la pedofilia y trajo miseria, dolor y muerte a miles de personas en Latinoamérica" por haber apoyado las dictaduras en esa región. "Cuando estuvo al lado de todos estos dictadores, que robaron y asesinaron terriblemente, lo que el Papa hizo fue darles credibilidad", precisó.

En el caso de la pedofilia, Yallop apunta que "en su tercera visita a Austria, el Papa dio una ilustración de su creencia de que el abuso infantil y asuntos similares no deberían tratarse en público. Se había esmerado en proteger a su buen amigo el Cardenal Hans Hermann Groer contra las demandas de cientos de austriacos de que renunciara tras contundentes evidencias de que había abusado sexualmente de niños".

¿Qué hizo el Papa?
"El Papa descartó esas evidencias… Para él era mucho más importante que el Cardenal compartiera su devoción mariana". Finalmente, Juan Pablo invitó al acusado a "abandonar pacíficamente" su cargo solo después de que medio millón de austríacos dejaran la Iglesia".
Otra de las críticas de Yallop apunta a lo gravitante que es el tema de la homosexualidad en el vaticano: "la homosexualidad no se esconde, sino es abierta". Y enfatiza que: "una parte significativa de los ascensos internos en el Vaticano se debe a favores sexuales"…

Usted sabe que Pablo II fue muy amado…
"Lo sé, pero mi trabajo es el resultado de una acuciosa investigación. Son los hechos… Lo lamento, en caso que hiera sensibilidades".

El texto levantará polvareda. En estos temas tan delicados, siempre tenemos que tener presente la lucidez del historiador rumano Eugen Weber, recientemente fallecido quien precisó que: "En la historia lo mismo que en Proust, la observación depende del punto de vista del observador, las pretensiones pueden resultar engañosas, y lo único que podemos hacer es sugerir relaciones".

Compartir en Facebook