Piramides de Egipto
Bookmark and Share



 
 
 
 


JORGE ABASOLO ARAVENA
PERIODISTA
jabasoloaravena@gmail.com
TEMAS DE ACTUALIDAD
Septiembre de 2011


Reportaje
BIBLIOTECA CENTRAL PARA CIEGOS

Fundación apolítica benéfica y gratuita, destinada a todas las personas ciegas o ambliopes, para que puedan desarrollar sus necesidades de estudio, esparcimiento, cultura y desarrollo laboral.

Entrevistas en Vertice2000Irma Parodi, gerente de Biblioteca para Ciegos: "Tenemos nuestra propia revista, que sale cuatro veces al año, e impresa en sistema Braille.

El día 4 de agosto de 1966, en Antonio Varas 60, departamento 106 se reunió un grupo aproximado de 35 personas con el objeto de constituir una Fundación apolítica que se denominaría Biblioteca Central Para Ciegos (BCC) La finalidad sería benéfica y gratuita, destinada a todas las personas ciegas o ambliopes, para que puedan desarrollar sus necesidades de estudio, esparcimiento, cultura y desarrollo laboral. Se adquirirán obras técnicas de esparcimiento, se dictarán clases de escritura y lectura en sistema Braille, sesiones de lectura en alta voz, proporcionar en préstamo, arriendo, donación o venta sin fines de lucro, todos aquellos materiales que sean para beneficio de los usuarios.

De esto, han pasado ya cuarenta y cinco años, la situación es muy otra y hasta cuentan con su propia página web: www.bibliociegos.cl Abierta a todo el público no vidente, la Biblioteca Central para Ciegos es financiada por una Corporación sin fines de lucro. Su gerente, la señora Irma Parodi Quinteros, admite que hoy la cantidad de socios ha descendido, por lo que pronto esperan ponerse en campaña para engrosar la nómina de voluntarios que permiten que esto sea una realidad. Otra fórmula de financiamiento recae en los proyectos. "Además tenemos coronas de caridad, canastillos de novios, y se mandan tarjetas de saludo. Por ejemplo, al cumplirse años de matrimonio o cuando nace una guagua. Hay gente que en vez de hacer regalos, opta por una donación a nuestra biblioteca", nos cuenta desde su oficina, allí en calle Rafael Cañas, en pleno corazón de Providencia.

Entrevistas en Vertice2000La Biblioteca cuenta ahora con su propia sala de grabación.

En la Biblioteca trabajan siete personas de planta y dos se encuentran a honorarios. Consta de cuatro áreas. Una -y muy significativa- es la de la imprenta en Braille. Allí se imprimen libros para el ministerio de Educación, tanto en Braille como en macrotipo. En esta sección se desempeña Claudia Pérez, no vidente. Ella es profesora de lenguaje, educadora diferencial y con una vasta experiencia en el trabajo grupal de personas carentes de visión. Huelga decir que Cecilia se ha erigido como un pilar insustituible de la que -acaso- sea el área más compleja de la biblioteca.

Otro nicho importante es el centro de navegación para ciegos, que cuenta con su respectivo software jaws. También destaca el área de los audio libros, más conocida como la cintoteca, a cargo de Patricia Soto, que destaca por su calidez en la atención y su tino e ilustración para recomendar libros. Esta sección cuenta con un patrimonio considerable que involucra más de 3 mil libros grabados con voz natural.

La cuarta área importa un organismo técnico que entrega destrezas a los no videntes, conocido como "Capacitación de Ciegos de Chile Ltda.". La idea consiste en impartir cursos de la más variadas índole, como dactilografía, computación básica, sistema Braille y Movilidad. Esto último consiste en ciertos desplazamientos básicos que le permiten cierta autonomía para manejarse con un mínimo de independencia.

Entrevistas en Vertice2000La moderna sala de computación está dotada con el programa Jaws, especial para no videntes.

-¿Qué tipo de no videntes frecuenta la biblioteca?
-Es gente que ya salió de cuarto medio, que está buscando trabajo… o bien personas de la tercera edad que ha perdido su vista por los más disímiles motivos. En verdad ellos mismos se van pasando el dato unos a otros y es así es como van llegando personas nuevas. También llegan muchos estudiantes ciegos que piden escanear ciertos gráficos o dibujos.

-¿Qué tipos de libros son los más solicitados?
-Fundamentalmente lo que recomiendan los diarios y revistas. Por ejemplo, bestsellers y muchas novelas románticas. Pero también hay buenos lectores de historia. Entre las autoras solicitadas yo destacaría a Isabel Allende y Agatha Cristie.

-¿Cuántas personas visitan la biblioteca a diario?
-Eso es muy relativo. Ahora tenemos cuatro personas, pero en otras ocasiones la cantidad aumenta mucho más. Lo que ocurre es que nosotros nos financiamos por proyectos. Elizabeth Caballería -encargada de proyectos- presentó uno al Servicio Nacional de la Discapacidad (Senade) y lo ganaron. Este consistía en el traspaso o digitalización de los libros que actualmente tenemos en cassettes. Para eso se eligieron a cinco personas ciegas para que desarrollaran ese trabajo.


DEL COLEGIO A LA BIBLIOTECA

La señora Irma Parodi Quinteros ejerció como profesora de Física y Matemáticas durante 32 años en el "Colegio Villa María". En ese colegio conoció a una de las directoras, quien ya había tenido experiencia trabajando con no videntes. Más tarde esta directora la llamó para pedirle que grabara algunos libros para ciegos, atendida la excelente voz de doña Irma. Ella accedió, grabó tres libros y hasta se hizo voluntaria.

Una vez invitada a la asamblea de socios se incorporó ya más en plenitud.
Al poco tiempo le solicitaron que formara parte del directorio y hacia el año 2003 la tenemos asumiendo como gerente.

-Tengo entendido que ustedes cuentan con su propia revista.
-Exactamente. Se imprimen cuatro ediciones al año, y en sistema Braille, desde luego. Esto nació como un proyecto que presentamos a la Municipalidad de Providencia y ellos gentilmente accedieron a financiarlo casi en su totalidad.

-Es claro que acá no solamente hay salas de lecturas…
-Cierto. Contamos ya con algunas comodidades. Tenemos un patio más o menos amplio; y durante el verano ellos salen a tomarse un café… y cultivar la amistad. Acá siempre contamos con algunos elementos básicos para que ellos puedan compartir un te o un refrigerio. Y todo de manera absolutamente gratuita.




Por favor, sus comentarios y evaluación. Gracias.

Compartir en Facebook